De seguro

De seguro
por Aixa Ardín-Pauneto

De seguro sabes
que la tristeza no es más que un ánimo tan inepto como el silencio
que el silencio no es más que una treta para hablar consigo misma
que hay azufre bajo un botón invisible en el espejo
que las cebollas viven vena adentro y sudan lágrimas largas
todo esto también yo lo sabía en los huesos
la única forma de decirlo fue abrazarte

el mar, gran abrazador de continentes
también sabe abrazar
abraza arrecifes
profundidades
ballenas que cantan
navegantes que mueren
ha tenido que abrazar con toda su agua la basura que lanza el humano
navíos que fallecen
aviones que amerizan heridos de muerte
los abraza
los toma y transforma
solapados restos yacen en su fondo y crecen vida desde el moho
crecen criaturas cuasi-rocosas entre la sal

ven al mar
llora en su hombro
llora en su ancha espalda de olas
llora dentro de su baile de ir y venir costero
de seguro tus lágrimas serán ofrenda

de seguro sentirás el abrazo en cada célula

de seguro te convencerás que hasta las piedras no son inmutables

de seguro te harás sal en el cuerpo de alguna sirena

Anuncios